lunes, mayo 09, 2011

QUEMA MUCHO EL SOL XXXVIII.




A veces no comprendo la naturaleza de la llamada Justicia Ciega, no lo entiendo, ¿es ciega para no tener tendencias o porque hay gente que la maneja a su antojo?.


Esta nota viene de Bélgica, un tribunal de Dendermonde sentenció a un indigente de unos 50 años de edad a pasar seis meses de prisión, ¿y saben qué delito cometió?, haber metido la mano en el contenedor de la basura de un supermercado para tomar un paquete de pastelillos que estaban caducos y que por eso había ido a parar a la basura.


El caso es que según quien representa los intereses de ese supermercado se aduce que aunque se haya tirado algo en ese contenedor, mientras permanezca en los terrenos del supermercado sigue perteneciendo al supermercado... pero eso era algo que el indigente nó sabía, lo único que el pobre hombre tenía era hambre, y esa hambre lo ha metido a la cárcel.



Y aquí quiero hacer una puntualización, vamos a ver: yo tiro algo en mi cubo de la basura, de acuerdo, no me sirve, pues a la basura, si yo veo a alguien hurgando en mi cubo de la basura, ¿tengo derecho a meterlo en la cárcel por eso?.


Aquí van dos respuestas posibles, existe un refrán que dice que La basura de uno es el tesoro de otro, acaso quien revisa en mi cubo de basura busque algo que le sirva o para reciclar, de acuerdo, que busque lo que quiera, pero que lo haga en órden.


Pero si además de buscar se dedica a tirar la basura en la calle y no la regresa al cubo entonces claro que lo meto a la cárcel por desordenado, eso está claro.


En este caso el hombre lo hizo por hambre, no le hizo mal a nadie, y miren qué pasó, bueno, sólo espero que ahora en prisión le dén de comer bien y que la comida sea del día.







Fuentes:

---http://noticiasquecuriosas.blogspot.com/

---http://alexcontratodos.blogspot.com







Imagenes:

---Indigente, tomado de El blog de Sebastian Firtman.

---Pastelillos, tomado de Recetas-cocina.com.es

No hay comentarios.: